(213) 482-2040

Bienvenido a nuestra página de preguntas frecuentes sobre el regreso seguro a la adoración en persona.

Actualizado el 25 de abril de 2022

This page appears in English here.

Principios generales

Estos principios deben aplicarse a cualquier reunión que tome lugar ya sea dentro o fuera de los edificios de la iglesia; con o sin propósito de adoración y culto. Úsenlos como punto de partida para desarrollar sus protocolos de seguridad:

  • Siempre y cuando continuemos teniendo aumentos en la infección del Covid, necesitamos seguir algunas reglas de seguridad. Sin embargo, ahora que un porcentaje considerable de la población eligible en nuestra área ha sido vacunada, muchas de nuestras iglesias pueden tomar protocolos menos estrictos.
  • El requerir el uso de cubrebocas es a discreción del liderazgo de la Iglesia a menos que departamento de salud de su condado ordene su uso durante un aumento de casos. Si ese es el caso, el uso de cubrebocas apropiados deberá hacerse adentro durante la adoración (a excepción de los predicadores y lectores, quienes se podrán quitar el cubrebocas durante los sermones y lecturas.)
  • El clero, ministros eucarísticos laicos y miembros del coro deben estar completamente vacunados.
    Todo el clero, ministros laicos y miembros de la congregación deberán ser exhortados a lavarse las manos con frecuencia y utilizar desinfectante de manos.
  • Se deberá observar distanciamiento social a discreción personal. Tener cuidado de las personas que pueden estar inmunocomprometidas, incluyendo a los niños/as y aquellos de edad avanzada.
  • No se necesita utilizar cubrebocas afuera, sin embargo, esto también es a discreción personal.
    Se invita a todos los que están vacunados a cantar en la Iglesia. El Obispo Taylor solicita que todos los miembros activos del coro estén completamente vacunados.
  • Nadie conoce mejor que ustedes el diseño físico y restricciones de sus Iglesias. Les exhortamos a que, como líderes de la Iglesia, tomen en consideración sus propias situaciones y establezcan prácticas que funcionen bien dentro de los principios que se proporcionaron anteriormente.

Prácticas obligatorias para tener la Eucaristía en persona

El celebrante y los ministros eucarísticos deberán lavarse las manos y utilizar sanitizante de manos en frente de la congregación antes de empezar la oración de consagración. Se recomienda el uso de guantes. El uso de cubrebocas es opcional: favor de ver arriba los principios generales.

Las reglas para la distribución del vino durante la comunión fueron actualizadas recientemente y enviadas en un mensaje de la Comisión de Liturgia y Música del obispo:

Mientras que el recibir una sola especie (el Pan consagrado) continúa siendo una opción en la Diócesis de Los Ángeles, a partir del Domingo de Ramos (10 de abril del 2022), el Obispo Taylor, actuando con nuestra recomendación, ha autorizado la opción de regresar a la forma preferida del libro de oración común de recibir tanto el Pan y el Vino consagrados – el cual puede hacerse en cualquiera de las siguientes opciones, las cuales no tienen ningún orden o preferencia particular, sino como nuestras misiones y parroquias consideren que sea la mejor forma de hacerlo:

  • Opción Uno: Después de la Fracción del Pan, utilizando el flagón de vino consagrado para llenar copas individuales pequeñas y distribuirlas a la congregación de la forma que la parroquia tradicionalmente lo hace (por laicos, diáconos o sacerdotes.)
  • Opción Dos: Después de la Fracción del Pan, utilizando el flagón de vino consagrado para llenar copas pequeñas por núcleo familiar (individual o familia) cálices (copas), que cada familia trae ante el altar para ser (llenados por laicos, diáconos o sacerdotes como sea tradicional para la distribución en la parroquia).
  • Opción Tres: Que el ministro que está ofreciendo la comunión lo haga por intinción, colocando la hostia en la mano del comulgante.
  • Opción Cuatro: Recibir directo de un cáliz común, hecho de un material no permeable (de plata o de un metal similar), asumiendo que el vino tiene un grado alto de alcohol (tal como lo tienen los vinos típicos de comunión) y limpiando y girando el cáliz de manera cuidadosa entre cada comulgante.

NOTA: Firmemente se desalienta que la persona comulgue utilizando el método de intinción en el cáliz común. Las reglas de salud pública indican que el hacerlo de esto modo, de hecho, incrementa el riesgo de contagio porque las puntas de los dedos (que pueden tocar el vino durante el proceso) pueden estar más contaminadas que la saliva y por lo tanto pueden ser más propensas de ser portadores de patógenos.

¿Qué pasa si alguien en mi congregación / institución es diagnosticado con COVID-19?

  1. Notifique a todas las personas potencialmente expuestas al contagio.
  2. Mantenga la confidencialidad al comunicarse con los demás.
  3. Asegúrese de que todos los que estuvieron expuestos tengan opciones de atención médica adecuadas.
  4. Proporcione información sobre cuarentena domiciliaria, monitoreo de síntomas y opciones para obtener una prueba de covid-19. El gobierno del estado de California proporciona un sitio web con amplios recursos aquí.

Cada condado de la Diócesis de Los Ángeles también tiene sus propias sitios web de recursos: